El atún rojo de Balfegó conquista 83 restaurantes del País Vasco

Las partes menos conocidas del Atún Rojo, las técnicas de preparación y los consejos de maduración de esta preciada especie, serán algunos de los aspectos protagonistas de las “I Jornadas del Atún Rojo Balfegó del País Vasco”, que se estrenan en uno de los pilares de la gastronomía internacional y principal cuna de chefs de excepción tras visitar diferentes regiones y comunidades autónomas a lo largo de todo el año. Así, hasta el 15 de diciembre los chefs de 83 restaurantes repartidos por un total de 34 poblaciones vascas prepararán, de manera simultánea, platos, pintxos y menús originales, basados en el exclusivo atún rojo Balfegó.

Además de San Sebastián, Bilbao y Vitoria, participan en estas jornadas las poblaciones de Amorebieta-Etxano, Amoroto, Aretxabaleta, Baliarrain, Barakaldo, Bergara, Durango, Éibar, Elgoibar, Ermua, Galdakao, Garai, Getxo, Hernani, Hueto Arriba, Ipiñaburu, Itziar, Iurreta, Leioa, Lekeitio, Menaka, Orio, Zamudio, Santurtzi, Sestao, Sopela, Soraluze, Tolosa, Urduliz, Zarautz y Zierbena.

Entre los restaurantes concurrentes cabe destacar el Etxanobe Atelier y el Boroa Jatetxea, con una estrella Michelin cada uno, a los que se unen Kuma, Víctor Montes, la TaskaIsozaki, Víctor, Andra Mari, Galerna, Bodegón Usarbi, Urepel o Narru, entre otros muchos.

El objetivo que persigue Balfegó con estas jornadas va más allá de ofrecer a los comensales platos y menús elaborados con ‘el mejor atún rojo del mundo’, según calificación de la alta gastronomía, mediante distintas elaboraciones. La empresa líder en pesca y comercialización de atún rojo aprovecha esta cita para divulgar las cualidades y versatilidad gastronómica de esta especie tanto entre los restauradores y chefs como entre los ciudadanos de a pie que, además, pueden conocer el origen, la fecha y la zona de captura, el peso, la longitud o el nivel de grasa –además de los certificados sanitarios y de calidad–, del atún rojo que estén degustando, gracias a los códigos de trazabilidad que se facilitan con cada plato o pintxo.

Entre otras partes del atún rojo, los chefs vascos cocinaran ventresca, parpatana y ossobuco, imprescindibles en las cartas de los mejores restaurantes y asadores por su amplio abanico de sabores y texturas. La parpatana, conocida como el entrecot del mar, es la carne que envuelve el hueso de los laterales del cuello del túnico. Esa carne, magra y de un rojo intenso, al igual que la ventresca y el meloso ossobuco, se puede cocinar a la plancha, Josper o la parrilla.

Aunque estas sean sus primeras Jornadas, el atún rojo Balfegó no es nuevo en el País Vasco. Está presente a lo largo de todo el año en muchos de sus restaurantes y participa en citas de prestigio internacional como San Sebastián Gastronómika, uno de los congresos más reputados en su ámbito, al que Balfegó acude fielmente para dar a conocer los distintos aspectos y tratamientos de esta preciada especie.

 

Deja un comentario

SuperWebTricks Loading...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies