Kaitxo, amor por el cacao

El chocolate forma parte de nuestras vidas, pero ¿cuánto sabemos de este producto que nos acompaña desde nuestra infancia?

Por Patricia Magaña

Para recibir algo de luz sobre el mundo del cacao, la revista ORIGEN ha participado en una clase magistral sobre este producto de la mano de Raquel González, una de las fundadoras de Kaitxo, empresa de chocolates ‘bean to bar’ y cafés de especialidad ubicada en Balmaseda (Vizcaya).

Desde muy niña, Raquel ya sentía pasión por los matices, por los olores y sabores de los chocolates gourmet, una pasión que le ha llevado a trabajar en Kaitxo con cacaos de la máxima calidad, que selecciona en origen, de manera personalizada, asegurando totalmente su trazabilidad.

Esta forma de trabajar el cacao se denomina “bean to bar”, es decir, desde el haba hasta la barra, escogiendo con esmero el cacao en origen, en distintos países del mundo, e incluso en fincas de distintos proveedores dentro del mismo país, para después tostarlo personalizadamente hasta conseguir un chocolate selecto y de altísima calidad.

Habas de plantaciones responsables

De este modo Raquel recorre países como Ghana, Perú, Guatemala, Ecuador, Venezuela, Madagascar, Filipinas, Tanzania, etc. para seleccionar habas de plantaciones responsables y respetuosas con el medioambiente de cooperativas de agricultores y explotaciones familiares, para luego llevarlo hasta sus propias instalaciones en el País Vasco, donde se seleccionan las habas, se tuestan, se separa la cáscara del grano y se refina hasta conseguir la textura perfecta.

Este delicado trabajo ha recibido su recompensa, ya que los chocolates de Kaitxo han conseguido importantes reconocimientos en el sector, como el oro mundial en la categoría de chocolates blancos aromatizados que recibió una tableta de pistacho caramelizado en los International Chocolate Awards 2018.

Este, otros siete chocolates premiados, y una amplísima variedad de barras de todo tipo y procedencia se pueden degustar junto a un excelente café de autor de Jon Mikel, socio de Raquel, en su local de Balmaseda (Avenida de las Encartaciones 72). O bien meterlo en una cesta de su página web y recibirlos cómodamente en casa (https:// kaitxo.com). Tú eliges.

Deja un comentario