Lurpak se cuela en casa de Mario Sandoval

Arla Foods y Mario Sandoval (Premio 100 por 100 ORIGEN al Mejor Jefe de Cocina) han celebrado un taller de cocina navideña con Lurpak, la mantequilla que roba el corazón de cualquier amante de la buena comida. El chef abrió las puertas de su casa y cocinó un delicioso panettone.

Hace ya algunos años que la mantequilla más valorada del mundo conquistó el corazón del cocinero con 2 Estrellas Michelin, Mario Sandoval. Desde entonces, la mantequilla danesa y el chef madrileño celebran juntos cada Navidad, en esta ocasión con una deliciosa receta de panettone que Sandoval enseñó a realizar desde cero a través de un directo en su casa.

Muchos consumidores escogen Lurpak para todas sus recetas, convirtiéndola en la mantequilla más consumida del mundo. La marca danesa lleva más de un siglo inspirando y aportando sabor a las comidas con su composición 100% natural, sin aditivos, conservantes ni colorantes, una característica que hace su gusto más auténtico que el de cualquier otra mantequilla. Lurpak respeta la naturalidad de todos los elementos potenciando las sensaciones de cualquier plato y llevando la receta a un nivel superior de placer culinario.

 ¿Por qué panettone? Un dulce con leyenda

 En Navidad nunca han podido faltar los turrones, mazapanes o polvorones, pero desde hace un tiempo tampoco puede faltarnos el panettone. Este dulce italiano ha llegado a nuestro país pisando con mucha fuerza y cada año podemos presenciar una mayor variedad de sabores, aunque su receta original es la que incluye pasas y frutas confitadas. Sea cual sea tu preferido, algo que todos los panettones comparten en su preparación es el mimo, el esmero y la paciencia.

Su procedencia milanés se remonta al siglo XV, y una de las historia más conocidas con las que se relaciona su origen tiene que ver con una romántica leyenda sobre un joven aristócrata que, al enamorarse de la hija de un pastelero de Milán quiso demostrarle su amor haciéndose pasar por aprendiz de pastelero e inventó un pan azucarado con forma de cúpula que incluía frutas confitadas y un aroma de limón y naranja.

 

Deja un comentario