La Cocina de María Luisa: Trufa hasta en el postre

Como cada temporada y para su local madrileño (Jorge Juan, 42), María Luisa Banzo se hace con las mejores tuber melanosporum para elaborar con este manjar recetas tan irresistibles y poco habituales en Madrid como Sopa de trufa, Rebanada de pan caliente con mantequilla y trufa o Carpaccio de trufa. Por supuesto, no faltan clásicos con este añadido, como los Huevos fritos, ni la estrella de la casa, la Manita rellena de carne; y para finalizar con el mejor sabor: Frutas gratinadas por supuesto con trufa (en la imagen).

En lo que queda de enero y hasta que dure la temporada -hacia finales de febrero- hay en el mercado unas trufas negras de escándalo. Y si alguien lo sabe bien es María Luisa Banzo, al frente de La Cocina de María Luisa (Jorge Juan, 42. Madrid. Tel. 91 781 01 80. www.lacocinademarialuisa.es), donde la trufa -de Soria, Guadalajara o Morella (Castellón)- ha inundado todo con su inconfundible aroma y ‘adornado’ muchos platos con un intenso y brillante negro.

Como cada invierno, María Luisa rinde homenaje a este manjar de la naturaleza, que casi, casi puede decirse que le gusta más que sus adorados níscalos, y es que esta soriana ha crecido entre trufas, su aroma la traslada a su infancia y a los comensales, al paraíso… Siempre con la premisa de la sencillez, para que este hongo no pierda protagonismo y se aprecien a la perfección sus sutiles matices, estos días se puede comer de principio a fin con Tuber melanosporum.

De la sopa al postre

Empezando por la Sopa de trufa y yema -que como buena sopa que es y siempre le decía su abuela, reconforta el alma y el estómago- o la Rebanada de pan caliente con mantequilla y trufa, que nos hacen viajar a Francia; para continuar con un espectacular y original Carpaccio -lascas de este ‘diamante de la cocina’, con sal, aceite y mucho placer…-. Otro plato con séquito de incondicionales es el Revuelto y no digamos los Huevos de corral con su puntilla y trufa. Por supuesto, los clásicos de la casa tampoco pueden faltar y serán un acierto en la comanda: las Delicias de acelgas y la Manita de cerdo, ambos platos rellenos de carne y con ‘bien de trufa’. Y ahora el bocado dulce, porque en La Cocina de María Luisa hay ‘melanosporum’ hasta en el postre. Estos días la cocinera corona con ella sus maravillosas Frutas gratinadas -fruta fresca de temporada con sabayón-

Deja un comentario