La receta definitiva de torrijas para Semana Santa con un toque de Anís del Mono

El reconocido chef Miquel Antoja propone una exquisita receta que confirma la consolidación de Anís del Mono en la alta cocina.

Se acerca la Semana Santa y por tanto llega la época de degustar las tradicionales y sabrosas torrijas. Un delicioso dulce que el reconocido chef Miquel Antoja
ha interpretado añadiendo un toque especial de sabor con Anís del Mono, ingrediente que utiliza habitualmente en sus suculentas y aplaudidas creaciones.
Anís del Mono, que celebró el año pasado su 150 Aniversario, es un ingrediente cada vez más consolidado en la alta cocina gracias a su capacidad para elevar propuestas gastronómicas tanto dulces como saladas.
Muestra de ello, la receta que Miquel Antoja propone es una auténtica delicia en tres pasos: pan de brioche empapado en un baño de leche, nata, azúcar, ralladuras de lima y limón, huevos y Anís del Mono; una apetitosa crema pastelera y el mítico caramelizado en sartén. Una vez se enfrían, sólo queda disfrutarlas apreciando el apetitoso toque que aporta Anís del Mono.

Receta de Torrijas con Anís del Mono por Miquel Antoja
Ingredientes:
200 g Pan Brioche
Para el baño:
500 ml de leche
500 ml de nata 35%mg
150 g de azúcar
2 huevos
Ralladura de 1 limón
Ralladura de 1 lima
100 ml de Anís del Mono Seco o Dulce
Para la crema:
400 ml de Leche entera
100 ml de Nata 35 %mg
100 gr de Azúcar
90 ml de yema de huevo
48 gr de maicena
Piel de medio limón
Piel de media naranja
Media rama de canela
Paso 1 baño:
● Mezclar todos los ingredientes para el baño de leche y disponer en un recipiente hondo que pueda cubrir los trozos de brioche.
● Cortar el brioche del tamaño deseado (dejar las cortezas o no, al gusto).
● Remojar cada trozo de brioche en el baño el tiempo necesario hasta que veamos que están muy empapados en su interior. Dependerá de la textura/consistencia del brioche.
Paso 2 crema:
● Calentar 300 ml de leche, la nata y la piel de limón, naranja y rama de canela. Una vez que rompa el hervor, apagar el fuego, tapar el cazo y dejar infusionar durante 10 minutos.
● Mezclar con varillas la maicena y el azúcar con la leche restante y la yema de huevo. Reservar en un bol.
● Una vez infusionada la leche y la nata, colar y volver el líquido en el cazo y llevar al fuego nuevamente.
● Cuando la leche empiece a hervir verter sobre el bol con la mezcla de yemas, azúcar y maicena, poco a poco. Mezclar bien con las varillas y devolver al cazo.
● Dejar que la mezcla vuelva a alcanzar el hervor sin dejar de remover con las varillas.
● Una vez hierva nuevamente cocinar durante 2 minutos.
● Colocar en un recipiente con film a piel y reservar en nevera.
Paso 3 montaje:
● Escurrir el brioche que estaba remojando.
● En una sartén antiadherente colocar una nuez de mantequilla y poner sobre la torrija una línea diagonal de azúcar blanco. Con la sartén caliente colocar la torrija para marcarla del lado del azúcar, hasta caramelizar. Repetir este proceso por ambos lados.
● Reservar la torrija y dejar enfriar antes de escudillar la crema pastelera.
● Escudillar la crema pastelera y espolvorear azúcar blanco por toda la superficie y quemar con el soplete, hasta caramelizar.

Origenes en 1870
Anís del Mono es una emblemática marca de anís fundada en 1870 por Vicente Bosch. Desde sus comienzos, la compañía ha construido un gran reconocimiento popular que ha traspasado fronteras y océanos. Su histórica fábrica, a primera línea de mar en Badalona, en la provincia de Barcelona, es un edificio insigne en la ciudad. Nacida de la mano del Modernismo, el arte siempre ha formado parte de la historia de esta destilería, muy presente en sus productos y en su comunicación. Actualmente Anís del mono ofrece cuatro variedades: dulce, seco, carajillo y crema. Actualmente pertenece al Grupo Osborne, que en 2022 celebra su 250 aniversario.

Deja una respuesta