Venta de Posa gana el Concurso de Cocina Aplicada al Langostino de Vinaròs

La creación de los chefs José Moreschi y Darwin José, Langostino de Vinaròs con manzana, hinojo asado y suquet de langostino, ha convencido al jurado del XIX Concurso de Cocina Aplicada al Langostino de Vinarós (Castellón).

Vinaròs se convirtió en capital gastronómica con la celebración del Concurso Nacional de Cocina Aplicada al Langostino. Un total de 10 chefs compitieron en la cocina improvisada que se montó a la parte trasera del Mercado Municipal para llevarse el preciado Llagostí d’Or 2022. Cada cocinero elaboró recetas únicas, innovadoras y sobre todo vanguardistas para sorprender a un jurado de lujo encabezado por la cocinera y docente Vanesa Bustos.

En cuanto a la procedencia de los participantes vinieron desde Zaragoza, Alicante, Burriana, Alcossebre, Ciudad Real y Cuenca, además de contar con presencia vinarocense. El concejal de Promoció de la Ciutat i Interés Turístic, Marc Albella, destacaba que «el concurso consigue cada año la participación de chefs de todo el Estado español, hecho que demuestra que el certamen se encuentra consolidado y que para muchos cocineros supone una buena oportunidad para darse a conocer». En este sentido, destacaba la participación de los cocineros locales, hecho que demuestra el gran paso adelante que está realizando la cocina vinarocense.

El Llagostí d’Or 2022, con una dotación de 1.500€, fue para los chefs José Moreschi y Darwin José, del restaurante Venta de Posa con la creación Langostino de Vinaròs con manzana, hinojo asado y suquet de langostino. El segundo premio con 1.000€ y el Llagostí de Plata recayó en el restaurante Citrus del Tancat de Alcanar con Coral de Langostino de Vinaròs curado con gárum mediterráneo, hierbas de playa y su consomé con jerez. El tercer galardón con 500€ y el Llagostí de Bronze fue para el restaurante Gaudir de Alcossebre con Marbrejat de Langostino de Vinaròs, tomate de colgar y escabeche.

Durante el acto de entrega de los galardones, el alcalde de Vinaròs, Guillem Alsina, comentaba que «el langostino es, sin ningún tipo de duda, el producto con el que la ciudad consigue un valor añadido a su oferta turística, gracias al buen tratamiento de los restauradores». Según insistía esto no sería posible sin el trabajo del sector pesquero, que cada día sale al mar para conseguir las mejores capturas, un trabajo que Alsina señalaba continuó a pesar de la pandemia para garantizar el suministro en las casas.

Reconocimientos y premio popular de las Jornadas de la Cocina

Durante la entrega de los galardones se hizo un reconocimiento a los restaurantes y establecimientos que han obtenido distinciones destacadas en el último año debido a la excelencia de su cocina o la calidad de sus productos. En concreto el reconocimiento fue para Rubén Miralles, A Fuego Lento Costa Norte, La Carabassa, Nou Bar y Ca Masita.

Por otro lado, también se hizo entrega del premio popular de las Jornadas de la Cocina del Langostino al restaurante Teruel por la receta elaborada por el chef Roberto Belmonte llamada «Vinaròs en un mos», la mejor valorada según las votaciones de los comensales, con un premio de 750€ para el establecimiento.

Deja una respuesta