Una receta especial por el Día Internacional de la Croqueta

Hoy, 16 de enero, se celebra el Día Internacional de la Croqueta. Desde Quesos de Suiza nos proponen darle un toque especial a las croquetas con Emmentaler AOP. Una combinación que funciona de maravilla, porque su aroma a nuez armoniza con la bechamel y el toque ahumado del bacon. Consumir una porción de Emmentaler AOP al menos dos veces a la semana cubre las necesidades que marca la Dieta Mediterránea.

Estos pequeños bocados hacen las delicias de todos los paladares. Admiten cualquier tipo de relleno, desde el más tradicional –pollo o jamón- a los más sofisticados de morcilla y piquillos o chipirones en su tinta-. Sin duda, las de nuestras madres o abuelas son las mejores, porque nos retrotraen a la infancia, pero ¿qué tal sorprenderlas nosotros con unas croquetas de patata, bacon y Emmentaler AOP? Su sabor suave y un característico aroma a nuez encaja a la perfección con la bechamel y el toque ahumado del bacon.

Emmentaler AOP, famoso por sus agujeros, fue el primer queso suizo en enamorar a los españoles Debe su nombre al valle de Emme, con sus hermosas colinas, donde empezó a elaborarse en el siglo XIII. Precisamente, en estas colinas es donde pastan en libertad las vacas que dan la leche que se usa en su producción. Los animales se alimentan solo de pastos naturales, no ensilados y su leche –fresca y sin aditivos- se envía diariamente a las pequeñas queserías donde se elaboran las reconocibles ruedas de Emmentaler AOP. Este minucioso proceso lo transforma en una auténtica delicatessen.

Dieta Mediterránea

Además, contribuye a cubrir las necesidades de la Dieta Mediterránea, basada en una alimentación saludable y un estilo de vida equilibrado, sin renunciar al disfrute y el placer ante la mesa. Esta dieta incluye los lácteos como una fuente fundamental de proteínas de alto valor biológico que se deben consumir a diario porque contienen microorganismos beneficiosos para la salud. En el menú semanal mediterráneo se recomienda comer queso, al menos, dos veces por semana. Además de tomarlo como aperitivo, puede formar parte de platos deliciosos de la cocina española.

Croquetas de patata con bacon y Emmentaler AOP

Ingredientes:

Para 6 personas

  • 4 patatas grandes
  • 50 g de taquitos de bacon
  • 100 g de Emmentaler AOP
  • 1 vaso de leche
  • 2 huevos
  • 1 yema de huevo
  • Pan rallado
  • 20 g de mantequilla
  • Harina
  • Aceite para freír
  • Tomillo
  • Sal
  • Pimienta

Preparación:

  1. Cocer las patatas durante unos 25 minutos, en agua con sal.
  2. Pelar y triturar las patatas, añadiendo una cucharada de mantequilla.
  3. Poner una cazuela o sartén a fuego lento, volcar la mantequilla hasta que se derrita, añadir las patatas trituradas y la leche, poco a poco, sin dejar de remover hasta obtener un puré denso y suave.
  4. Apagar el fuego, añadir la yema de huevo, remover y dejar enfriar. Salpimentar al gusto.
  5. En una sartén antiadherente, freír los taquitos de bacon a fuego medio. Cuando estén dorados, colocarlos en un plato sobre papel de cocina para que absorba la grasa.
  6. Cortar el Emmentaler AOP en pequeños dados. Volcar el bacon dentro del puré de patatas.
  7. Nos preparamos para empanar. En un plato llano, el pan rallado y mezclar con un poco de tomillo. En un plato hondo, batir los huevos y sazonar con sal y pimienta.
  8. Con las manos enharinadas, formar bolitas a modo de croquetas con el puré de patata y el bacon alrededor del dado de Emmentaler AOP.
  9. Pasar las croquetas por el huevo batido y luego por el pan rallado.
  10. Freír las croquetas en aceite caliente hasta que estén doradas. Retirar el exceso de grasa colocando las croquetas sobre papel de cocina y servir inmediatamente.

Deja una respuesta