Armonías inesperadas en Matritum, taberna ilustrada madrileña

Esta taberna ilustrada del barrio madrileño de Latina ya huele a primavera y estrena una carta con el mejor producto de temporada: Alubias -del año- de Tolosa, bacalao skrei, berberechos gallegos, lentejas, alcachofas de Tudela… Materias primas que ‘acompañan’ a su bodega y que el equipo de sala armoniza con maestría.

La Latina es uno de los barrios más famosos y bohemios de la capital que esconde rincones maravillosos que descubrir… como Matritum (Cava Alta, 17. Madrid. Tel. 91 365 82 37. www.tabernamatritum.es), una taberna única que llama a la calma e invita a deleitarse mucho con su cocina y su bodega… o con su bodega y su cocina. Porque sea cual sea la intención inicial, seguro que se acaba cayendo en la otra tentación.

Empecemos por el vino; y ante las más de 400 referencias de la carta -que acaban de cambiar-, lo mejor es dejarse llevar por el conocimiento y el buen gusto de Frank Trujillo y María Alexandra O., encargados de la sala. Gracias a ellos, cada sorbo de vino será una experiencia divertida, casi una ‘cata a ciegas’, y sin duda inesperada. Pero ¡que nadie se asuste!, porque aquí la comida acompaña al vino y se armoniza conquistando: las croquetas no vendrán con una caña; el Salpicón de bogavante no se bebe con blanco; ni el Tuétano asado con tinto… Hay que abrir la mente y fiarse; ellos por ejemplo recomiendan sus Callos con un amontillado y las Albóndigas de pintada con un Palo Cortado de Bodegas Lagar Blanco de la Sierra de Montilla. Son las armonías inesperadas de Matritum.

Para seguir sorprendiendo con sus propuestas, estrenan también carta y el resultado es de lo más apetecible, con unas creaciones que miran a la tradición con alguna pincelada de fusión y elaboradas con un excelente producto de temporada; y es que en los fogones de Matritum ya huele a primavera… Y lo hace a través de propuestas como la Ensalada de lentejas con codorniz royal escabechada al amontillado, los Berberechos gallegos ‘gordos’ al curry rojo, los Calçots de Valls en tempura negra y romescu, las Alubias de Tolosa de temporada ‘viudas’, el Bacalao skrei confitado a la gallega… entre otros. Por supuesto, permanecen en carta platos como sus Croquetas líquidas de suquet de carabineros, el Cap i pota o la Costilla de vaca rubia gallega deshuesada y estofada al vino tinto ‘garnacha’. Entre los postres se cuela la Torrija de brioche con helado de yema.

 

‘Findes’ de Wine bar con horario ininterrumpido

Ya ha quedado claro que el vino tiene un papel relevante y es que al fin y al cabo, este local no deja de ser una vinoteca con una imponente bodega gracias a la alianza con la distribuidora Miró y González, dirigida por el empresario, sumiller y alma mater de Matritum, Xavier Saludes. Son referencias especiales que convierten este espacio en un santuario del vino: tienen muchos franceses -y acaban de llegar 60 más a la carta de primavera-; algunos de producción nacional muy limitada, como por ejemplo Inestable, un vino blanco de Priorato -del que en Madrid solo hay 100 unidades- o rarezas como el Vimut de la misma D.O. o el último Ribera del Duero  de Goyo García Viadero que salió al mercado; por supuesto, no falta una espectacular  sección de jereces de pequeños viticultores, entre estos últimos, como novedad, destaca Tosca de Lentejuela de Mario Rovira…

 

 

 

Siempre es una buena ocasión para deleitarse con uno de estos vinos, pero quizás a media tarde, el ritual al que invita el ambiente de sentarse y disfrutar, sea el momento perfecto, por lo que amplían el horario y desde el viernes hasta el domingo, el local permanece abierto ininterrumpidamente. Para armonizar, sus embutidos de Can Planas de Girona o los quesos de Cultivo.

 

En cuanto a la decoración, aunque con aires de clásica taberna ilustrada -que bien podría estar en una callejuela de Francia o Bélgica-, no hay que dejar de fijarse en los detalles llenos de encanto, como la gran puerta de latón de uno de los laterales de la sala; la bonita mesa del fondo que invita a pasar una larga sobremesa ‘hablando’ con el vino; o la infinidad de botellas que ‘adornan’ las paredes. También hay cepas junto a radios antiguas, corchos para apoyar los cubiertos, tinajas convertidas en lámparas o jarrones…

Deja un comentario

SuperWebTricks Loading...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies